lunes, septiembre 11, 2006

Arjona

Tal vez usted sea hombre y en algún momento se haya sentido tocado por esa frase que, de tanto usarla para cosas distintas, ha ido perdiendo el sentido pero, paradójicamente, no la vigencia. Me refiero a la famosa "Ya no hay hombres" o "Faltan hombres" o "Por Dios, necesito con urgencia un hombre o algo que se le parezca", o alguna variante más o menos explícita.
Y quizás usted, hombre sano y en alegre oferta, que ha sufrido la demencia de alguna de las que usan la frase, se haya visto tentado de responder con otro cliché, por ejemplo "Las mujeres no saben lo que mierda quieren" o "Ahora son ellas las que no quieren comprometerse" o "Me gustaría tomarte en serio pero dejá de besar a ese señor".
A usted, amigo mío, tal vez le convendría.analizar algunos datos de la realidad. Por ejemplo el fenómeno Arjona.


Porque si un tipo llena 28 teatros con un promedio de público femenino del 97,2323 % la tiene más clara que usted y yo.
Sin analizar en detalle la obra de Arjona (nadie puede pedirme semejante sacrificio) lo que podemos decir es que el supuesto romántico no le canta al amor ni mucho menos: en sus burdas composiciones es, por ejemplo, un taxista que tiene sexo casual con una pasajera que a su vez es engañada por el marido con (oh, sí) la mujer del propio taxista y además se encuentran en el mismo bar etcétera, o se enamora de una que sólo ve a través de la televisión o le quiere entrar a una lesbiana a la que, de paso, le suelta "el rollo de siempre". Parecen de amor, pero no lo son.
Son rejuntes de situaciones equívocas que pueden acabar o no en la cama, dependiendo de lo que Arjona haya puesto en la canción que escribió 10 minutos antes. Pero insisto: la deplorable calidad de Arjona no interesa tanto. Lo que importa es por qué van tantas mujeres a verlo.
No es muy lindo el tipo, y como artista es de malo para abajo. Que yo sepa ni baila, y ahí se supone que perdería puntos con Ricky Martin o Chayanne. ¿Entonces?

Arjona, creo, alimenta la histeria de mujeres solas que invitan a otras mujeres solas a ver a un tipo que le canta al desamor y a las relaciones livianitas. Así, se forman grupos de antinaturales rubias flacas y con profundas caras de ojete que, al no tener nada mejor que hacer y al no poder bancar una relación donde participe algo más que los genitales, van a escuchar baladas tontas que les dicen que garcharse al taxista es re cool, pero poniendo cara de romántico para que también venga al teatro alguna pareja, que el negocio es el negocio.
Si hay algo de feminismo en ésto, ¿por qué no van a escuchar a una mina que diga algo parecido? Pues porque son mujeres, qué sé yo. O tal vez crean en serio que Arjona les habla de amor. Pero me jugaría a decir que Arjona los afana al Ricky y a los otros porque, justamente, no habla de amor. Luismi roba con los boleros para veteranas y los otros engendros todavía no se avivaron de explotar la veta del vacío total femenino.
Me juego uno a que un alto porcentaje de las fans de Arjona (*) son mujeres independientes, con relativo éxito en su laburo, edad media pero buen lomo y solas. Muy solas.
Vienen volteando muñecos con pasmosa facilidad y hace rato que se fascinaron con lo de encarar ellas, alterando el curso natural de las cosas. En lugar de insinuarse y esperar a que aparezca el instinto cazador del destinatario (o que no aparezca, y aguantárselas como una duquesa), se han creído muy vivas atracando antropomorfos a diestra y siniestra. Pero claro: tal vez no era el hombre que querían, o les duró poco. Un tipo medianamente ubicado pretende que le den su lugar o no juega. O ve que la cosa es como la tabla del uno y hace lo que amerita la situación, y después se raja.

Entonces esas chicas que ven en Arjona al poeta de sus amores de morondanga, van y le llenan los teatros. Se sienten identificadas con la cornuda solvente que se aparea con el taxista (ojo: no se enamora), disfrutan a morir con letritas de primero inferior y a la salida se van a tomar un Daikiri de frutilla acompañadas de las otras soledades. A medida que el Daikiri decrece les vienen ganas de huir de las otras idiotas. Pero antes de eso dicen dos cosas, en el siguiente orden: que Arjona es un grosso y que ya no quedan hombres. Y todas asienten con la vista fija en el vaso y alguna dice que hay que irse porque hace mucho frío y el gato si no estoy no me come, vistes.

(*) Gracias a Sil por su aporte de mujer inteligente y con los ovarios bien puestos.

14 comentarios:

angustiado dijo...

vamos aclarando el panorama

Sergio dijo...

¿Ya le dejan usar el space comander? Bienvenido y saludos!

Paréntesis dijo...

ah, q tema!! para mí tb es todo un misterio porqué gusta el engendro. Será un mix compuesto por: melodías pegadizas
figura atractiva para mujeres de 35(hechas percha y con mal gusto) para arriba
y (en esta me incluyo anque no para que la satisfaga "El Ricardo")
esa necesidad imperiosa, cuasi desesperante de "ver" en sus composiciones aquello que anhelan en un hombre. El expone (de la manera que puede, pobre) todo ese amor/des-amor (utopico, por cierto) que un ser humano puede sentir. Porque eso hace, como que unifica los géneros. Te dice: yo, hombre, soy, en este aspecto, igual que vos, mujer y espero ésto (X cosa) que no es tan distinto a lo que vos podés esperar...Muestra un "mundo interior" cursi al mango, pero gusta, que se yo... Sería lo mismo que nos pasa a otras pero traspolado por ejemplo, a:
dostoivsky
dali
da vinci
cacho castaña...y mil más
Y no por hacerme la culta porque de eso tengo, pero no tanto.

besos

Vanina dijo...

Lo que escribiste es una genialidad!
Brillante!
Está expresado de manera irrefutable; adhiero absolutamente a tus opiniones sobre ese mamarracho y sobre su público compuesto por la suma de soledades individuales que le cantan a la NADA.

TT dijo...

Eh, nunca había leído un análisis tan minucioso de Arjona. Tampoco tan verdadero. Qué harían estas mujeres si no existiera un Arjona? Escucharían a Liliana Felipe? Ah, no, cierto, ella es mujer, además, no habla de amor...

Sergio dijo...

(): Me mató con lo de Cacho Castaña, espero la lista completa.

vanina: Muchas gracias!

tt: La verdad es que hoy lo volví a leer y no quisiera que se malinterpretara lo de la gente sola. Me refiero a las que están solas porque es lo que quieren, o no, pero hacen lo posible por que pase eso y después se quejan, alegando que son demasiado mujeres para nosotros.

mikikilla dijo...

ajajajaja!!muy bueno Muzzio,se pone rudo cuando quiere con las damas eh?

Sergio dijo...

miki: Sí, me desquité un poco de algunas desquiciadas pasadas, son las ventajas de contar con un medio masivo de comunicación (?!)

Paréntesis dijo...

(una pregunta que odio más que a mis ex, luis majul y nacy pazos juntos en una partida de truco)
en qué sentido lo maté?
Ooootro tema, la lista sigue así:
sergio muzzio

continuará...

Sergio dijo...

(): Es que ponerlo a Cacho inmediatamente debajo de Da Vinci es muy fuerte. Por lo demás, muchas gracias.

Cucusita dijo...

Ser: sos un genio...q me importan las 30 funciones de este guatemalteco golpeador de mujeres !!!!

Hagamosle pikete frente al LUNA !!!
Besos

YAYA dijo...

Sergio, usté es Gardel. Su texto antiarjoniano es inspirador.

Paréntesis dijo...

Ser:
era la onda y la intención el shock, es obvio, no?

saludos

Sergio dijo...

CUCU, SIMON, PARENTESIS: Muchísimas gracias.